Inicio Salud Ana Barceló, de pilotar el control de la pandemia al atril de...

Ana Barceló, de pilotar el control de la pandemia al atril de Les Corts como portavoz socialista

0

VALÈNCIA, 13 (EUROPA PRESS)

La consellera de Sanidad Universal y Salud Pública, Ana Barceló, deja el Consell para ser la nueva síndica del PSPV en Les Corts, dentro de la remodelación que lleva a cabo el ‘president’ de la Generalitat, Ximo Puig.

Barceló deja ahora una de las áreas del gobierno valenciano, a la que accedió en 2018 en sustitución de Carmen Montón, que más relevancia ha adquirido en los últimos años por la gestión de la pandemia de coronavirus y cuando afrontaba el control del fin de la epidemia.

La salida del ejecutivo autonómico de Barceló, también diputada en Les Corts Valencianes, se había comentado tras la renuncia del portavoz del PSPV en Les Corts Valencianes, Manolo Mata, precisamente porque la hasta ahora titular de Sanidad podría ocupar este cargo, posibilidad que finalmente se ha confirmado.

Entre los objetivos de Barceló ha estado continuar trabajando en la recuperación de los servicios públicos privatizados, la mejora de la atención primaria, la reducción de listas de espera con una oficina de control de la demora para evaluar los tiempos en cada departamento o la ampliación progresiva de las prestaciones sanitarias a la infancia y colectivos vulnerables.

No obstante, el gran desafío de la consellera ha sido la gestión de la pandemia de coronavirus, tarea que ha pilotado junto con Presidencia, que eran los departamentos encargados de ir adoptando en cada momento las restricciones sanitarias, desde la irrupción de la pandemia en marzo de 2020 –con la cancelación de las Fallas y la Magdalena– hasta la progresiva vuelta a la normalidad este 2022.

Durante esta etapa, Barceló también ha hecho frente al proceso de vacunación contra la Covid-19 en la Comunitat Valenciana, calificado por ella misma como “un éxito colectivo” el hecho de que se inocularan 9,4 millones de dosis y que 4,2 millones de valencianos y valencianas tengan la pauta completa de vacunación contra el coronavirus.

De hecho, la hasta ahora titular de Sanidad destacó hace un par de meses que “si ha habido un hito en 2021 que nos debe hacer sentir orgullosos ha sido el desarrollo de la campaña de vacunación contra la covid-19”.

No obstante, su paso por la Conselleria también ha estado marcado por las condenas de varios juzgados por infringir la normativa de prevención de riesgos laborales por la falta de elementos de protección en la primera oleada de la pandemia de covid.

La consellera de Sanidad, Ana Barceló, –al igual que el ‘president’ de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig–, pidió entonces disculpas a los sanitarios valencianos y defendió que la Generalitat hizo todo lo posible y lo que “humanamente” estaba a su alcance.

En todo caso, Barceló ha llevado a cabo varias acciones para reformar el sistema sanitario valenciano y consolidar la Atención Primaria de la postpandemia con un nuevo modelo que busca que este nivel asistencial “deje de ser considerado solo la puerta de acceso al sistema sanitario, sino que sea su eje central”.

El pasado mes de enero, anunció una inversión de 326 millones de euros para poner en marcha durante los próximos dos años el nuevo modelo de Atención Primaria, con cinco líneas estratégicas, 23 objetivos y cien acciones específicas. Y en abril, Sanidad anunció un nuevo equipamiento tecnológico con el que se dotará a los centros de salud de más de 2.000 nuevos equipos de tratamiento y de diagnóstico, que permitirán “agilizar y aumentar la capacidad resolutiva” de los ambulatorios.

Barceló abandonará la Conselleria de Sanidad con la incorporación de 5.040 profesionales al sistema sanitario, desde el pasado 1 de mayo, mientras que a partir de septiembre, con la contratación de otros mil empleados, se culminarán las 6.000 nuevas plazas estructurales para el sistema público valenciano.

Finalmente, Ana Barceló ha continuado durante su mandato los procesos de reversión a la sanidad pública de los departamentos de salud de Torrevieja (Alicante) y Alzira (Valencia), durante los cuales se ha tenido que enfrentar en los tribunales a las concesionarias de estos centros y políticamente a sus socios de gobierno al plantear la creación de una empresa pública de salud (EPS), proyecto que finalmente retiró precisamente tras estas discrepancias. Pendiente queda para Sanidad la reversión del departamento de salud de Dénia.

La política socialista tomó posesión como consellera de Sanidad Universal y Salud Pública el 8 junio de 2018 tras el nombramiento de Carmen Montón como ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en el nuevo Gobierno de Pedro Sánchez.

Barceló (Sax, Alicante, 1959) es licenciada en Derecho por la Universitat de València (UV) y ejerció como abogada entre 1985 y 2002. Ya en política, ostentó el cargo de alcaldesa de su localidad natal en dos legislaturas, entre 2003 y 2007 y 2007 y 2011. Entre 2006 y 2011, estuvo al frente de la Comisión de Igualdad de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP).

A escala autonómica, dentro del PSPV-PSOE, Ana Barceló es actualmente secretaria de Ciudadanía y Valores Republicanos de la Comisión Ejecutiva Nacional. Hace unos años ejerció como secretaria general del partido en la provincia de Alicante.

Durante su etapa como diputada en Les Corts Valencianas, la hasta ahora consellera ha desempeñado el puesto de presidenta y secretaria general del grupo socialista, así como de vicepresidenta segunda de la Mesa de la cámara.

Desde 2015, Barceló ha participado en las comisiones parlamentarias de Justicia, Gobernación y Administración Local; Agricultura, Ganadería y Pesca, y del Estatuto de los Diputados.

También ha tomado parte en varias comisiones de investigación, como la del proceso que dio lugar a la intervención de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), la del accidente de Metrovalencia del 3 de julio de 2006 o sobre las actividades de la empresa pública Ciegsa de construcción de colegios.

La titular de Sanidad también ha colaborado con las comisiones acerca de la posibilidad de una nueva ley de coordinación de policías locales y de una amplia reforma del Estatut de autonomía de la Comunitat Valenciana.


- Te recomendamos -